el dardo digital

 
 

 Hemeroteca

 

 

 

nº 16 - octubre  2.008 - cultura

 
 

 

 

Un nuevo Beethoven

 

 
Recopilación integral de las Sinfonías de Ludwig van Beethoven
Director: Osmo Vänska.Orquesta Sinfónica de Minnessota

Una de las grandes ventajas que ofrece el arte de la música frente al de la literatura es que permite disfrutar y apreciar una obra de arte desde distintas ópticas e interpretaciones, que se van renovando con el paso del tiempo. Mientras que un libro siempre es el mismo y se lee de la misma forma (siempre hay excepciones, como el "Rayuela" de Cortázar), una pieza musical puede emocionar o no dependiendo de la forma en que se interprete.  Por eso los grandes directores y orquestas se han esforzado en buscar interpretaciones personales que les inmortalicen (porque complementan o mejoran la obra del compositor), o que simplemente vendan más porque son más originales.
 
     No siempre el esfuerzo ha sido positivo. En ocasiones los intérpretes tratan de dejar su impronta personal e ignoran el auténtico espíritu de la música y del tiempo en que fue compuesta (son "subjetivos", por definirles de alguna manera, pero acaban sonando falsos o artificiales). Otro sector opta por el camino contrario, e intenta que la música suene exactamente igual que como debió haber sonado en la época en que se compuso (en principio parece una buena idea, pero en la práctica suele deshumanizar la obra, porque deja de lado una tradición interpretativa muy valiosa). Se les conoce como "historicistas".
 
      Siempre es bueno que haya distintas formas de ver las cosas, pero también puede haber un perjudicado, que es quien las compuso.  El ejemplo más típico es el de Beethoven. Muchas veces su música se interpreta (por los "subjetivos") de forma densa, cursi y bastante cargante, intentando darle un plus de trascendencia que no necesita. Otras veces se le interpreta de forma "historicista", y acaba sonando mecánica y fría.  El resultado es que muchos aficionados se acaban preguntando si existe una forma de interpretar que reúna el apasionamiento y la personalidad arrolladora de Beethoven, y a la vez sea rigurosa y respetuosa con su época y lo que realmente pensó -en su cabeza de sordo- el Sr. Beethoven. 
 
     Y esos aficionados -pacientes amantes de su música- han tenido mucha suerte, porque han aparecido en el mecado unas grabaciones de las 9 sinfonías en CD y SACD que aúnan perfectamente y con mucha clase las dos tendencias, y además se benefician de las más modernas técnicas de grabación del sonido. Los autores (como suele pasar en el mundo de la música clásica y con casi todo en la vida), no son las típicas Filarmónicas de Berlín con Karajan o alguno de sus sucesores, sino un director finlandés y una orquesta americana que no es muy conocida por el gran público pero suena igual de bien o mejor que las mejores;  Osmo Vänska y la Orquesta de Minnessota nos traen un Beethoven completamente nuevo, exquisitamente respetuoso con las partituras que dejó Beethoven y la forma de tocar de principios del XIX (de la época de Napoleón y la revolución, por decirlo de una forma sencilla), y a la vez aprovechan las mejores ideas que han ido aportando los grandes intérpretes en los últimos 200 años. La limpieza del sonido es espectacular, y refleja perfectamente los detalles más insignificantes o hasta ahora ocultos (poder escuchar los detalles que dejaba Beethoven en todas sus partituras, unas veces dramáticos y otras dulces, es fundamental para disfrutar y entender su música). Pero lo más importante de estos discos es la pasión y el buen gusto con los que están realizados (estos ya sí que son conceptos más subjetivos, pero cualquiera al que le guste la música clásica sabrá ver donde se encuentran y donde no). Y para el que no le guste Beethoven o no lo conozca, esta es una gran oportunidad para conocer un nuevo mundo (enorme belleza de sonido, en el salón de tu casa, como si tuvieras una orquesta del siglo XIX tocando delante tuyo con toda la pasión de la época revolucionaria).

                                                                                      J. M Domenech

 
 

volver

 
----

----------------------------e-mail: eldardodigital@lycos.es---------------------------------